Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

En este Blog no encontrarás vídeos de perros ni gatos. Ni tampoco la autora se regodeará describiendo los anocheceres inacabables de veranos fantásticos, ni la maravillosa paleta de colores de un atardecer de otoño. Tampoco te hablará de sus Hobbys, de los deportes que practica. No encontrarás ninguna receta de cocina. ¿ A quién podrá gustar este Blog entonces?, te preguntarás. Pues le gustará posiblemente al Soldadito de plomo al que le cambiaron el cuento. Su corazón y sus piernas se derriten poco a poco en la chimenea. La Bailarina ajena a todo sigue danzando al compas de aquella canción que un día bailaron juntos a pesar de estar tullido. Bastaría que alguien creyera en él para apagar ese infierno. El mientras se consume, sigue esperando.

14 Mar

PONIENDO MI NOMBRE A TU GRITO

Publicado por MaLnaik

PONIENDO MI  NOMBRE A TU GRITO

Tu dime.

Si aprieto demasiado.

O si tus alas agrietadas,

confundieron a la luna

con una bombilla,

Una vez más.

MaLnaík

 

 

PONIENDO MI NOMBRE A TU GRITO

 

 

¿Vienes o vas?

Tu dime.

Sólo así,

las palabras no nacidas;

y los dedos que caminan

intentando no perder el equilibro,

podrán convertirse en respuesta.

Tú dime.

Mis caricias son niños que te escuchan.

Y mis labios, lápices de colores

que te dibujan lo que quieras.

Tú dime.

Mi alma derivada

en una flor de piel expectante,

te mira.

Rodeada por ti,

me sobra todo.

No me falta nada.

Tu dime.

Dejo de bailar,

para licuarme en un beso.

Me caigo,

y lo hago donde quieres.

Tu dime.

Si aprieto demasiado.

O si tus alas agrietadas,

confundieron a una bombilla

con la luna,

Una vez más.

Poniendo mi nombre a tu grito.

Porque convertí algo

negado para ser eterno,

en una poesía de sal.

Dime.

MaLnaik

Comentar este post

Acerca del blog

En este Blog no encontrarás vídeos de perros ni gatos. Ni tampoco la autora se regodeará describiendo los anocheceres inacabables de veranos fantásticos, ni la maravillosa paleta de colores de un atardecer de otoño. Tampoco te hablará de sus Hobbys, de los deportes que practica. No encontrarás ninguna receta de cocina. ¿ A quién podrá gustar este Blog entonces?, te preguntarás. Pues le gustará posiblemente al Soldadito de plomo al que le cambiaron el cuento. Su corazón y sus piernas se derriten poco a poco en la chimenea. La Bailarina ajena a todo sigue danzando al compas de aquella canción que un día bailaron juntos a pesar de estar tullido. Bastaría que alguien creyera en él para apagar ese infierno. El mientras se consume, sigue esperando.